Las 10 preguntas principales

A continuación se presentan las 10 preguntas principales acerca del Islam:

1.¿Los musulmanes adoran a Muhammad, que Dios exalte su mención y lo libre de cualquier cosa despectiva?

No. Los musulmanes no adoran Muhammad (que Dios exalte su mención y lo libre de cualquier cosa despectiva) o cualquier otro profeta. Los musulmanes creen en todos los profetas como Adán, Noé, Abrahám, David, Salomón, Moisés y Jesús. Los musulmanes creen que Muhammad (que Dios exalte su mención y lo libre de cualquier cosa despectiva) era el último de los profetas. Creen que sólo Dios debe ser adorado, no cualquier ser humano.

  1. ¿Qué opinan los musulmanes de Jesús?

Los musulmanes tienen un gran estima por Jesús (que Dios exalte su mención y lo libre de cualquier cosa despectiva) y de su madre, María. El Corán nos dice que Jesús tuvo un nacimiento milagroso, sin un padre. “El ejemplo [de la creación] de Jesús ante Dios es como el de Adán, a quien creó del barro y luego le dijo: “¡Sea!”, y fue.” (Corán 3:59). Se le dieron muchos milagros como Profeta. Por ejemplo, habló desde la cuna en defensa del honor y piedad de su madre. Otros dones de Dios a él incluyen la curación de los ciegos y los enfermos, resucitar a muertos, hacer un pájaro de barro y lo más importante, el mensaje que llevaba. Estos milagros le eran dados por Dios para así evidenciar su profecía. De acuerdo con el Corán, él no fue crucificado sino fue elevado al cielo. (Corán, capítulo Maryam)

  1. ¿Cuál es el propósito de la adoración en el Islam?

El propósito de la adoración en el Islam es para ser consciente de Dios. Por tanto, la adoración combinada con la oración, ayuno y caridad, es un medio para lograr conciencia de Dios. Cuando uno es consciente de Dios, en creencia y en acción, está en una mejor posición para recibir sus recompensas tanto en este mundo como el del más allá.

  1. ¿Los musulmanes creen en el más allá?

Dios es justo y manifiesta su justicia. El estableció el sistema de rendición de cuentas. Los que obraron bien serán premiados y aquellos que obraron mal serán castigados por ello. Así, El creó el paraíso y el infierno y hay criterios de admisión para los dos. Los musulmanes creen que la vida actual es temporal. Es una prueba y si pasamos la prueba, nos dará una vida de permanente felicidad en compañía de buena gente en el paraíso.

  1. ¿Cuál es el código de vestimenta para los musulmanes?

El Islam enfatiza la modestia. Ninguna persona debe ser percibida como un objeto sexual. Hay ciertas directrices para los hombres y las mujeres en lo que respecta a su vestimenta: no debe ser muy fina ni demasiado apretada, mostrando de esta forma las formas del cuerpo. Para los hombres, por lo menos deben cubrir el área de la rodilla al ombligo y para las mujeres, su vestimenta debe cubrir todas las áreas excepto la cara y las manos.

  1. ¿Cuáles son las prohibiciones dietéticas en el Islam?

En el Corán se dicen a los musulmanes que no pueden comer cerdo o productos procedentes del cerdo, carne de los animales que murieron antes de ser sacrificados o los animales carnívoros (estos animales comen animales que están muertos), ni beben sangre o intoxicantes como el vino o consumir drogas.

  1. ¿El Islam se extiendió por la espada?

De acuerdo con el Corán, “No hay coacción en la religión” (2:256), por lo tanto, nadie puede ser forzado a convertirse en un musulmán. Es cierto que en muchos lugares donde los ejércitos musulmanes fueron a liberar a las personas o la tierra, llevaron la espada como era el arma utilizada en ese momento. Sin embargo, Islam no se extendió por la espada porque en muchos lugares donde hay musulmanes, en el lejano Oriente como Indonesia, China y muchas partes de África, no existen ningún registro de los ejércitos musulmanes. Decir que el Islam se difundió por la espada sería decir que el cristianismo se extendió por armas de fuego, F-16 y bombas atómicas, etc., lo cual no es cierto. El Cristianismo se difundió por la obra misionera de los cristianos. Diez por ciento de todos los árabes son cristianos. La “espada del Islam” no podría convertir a todas las minorías no musulmanas en los países musulmanes. En la India, donde los musulmanes gobernaron durante 700 años, siguen siendo una minoría. En los Estados Unidos, el Islam es la religión de más rápido crecimiento y tiene 6 millones de seguidores sin ninguna espada alrededor.

  1. ¿El Islam promover la poligamia?

No, la poligamia en el Islam es un permiso no una orden judicial. Históricamente, todos los profetas excepto Jesús, quien no se casó, tenían más de una esposa. Para que los hombres musulmanes puedan tener más de una esposa es un permiso que se les da en el Corán, no para satisfacer la lujuria, sino para el bienestar de las viudas y los huérfanos de las guerras. En el periodo preislámico, los hombres tenían muchas esposas. Una persona tenía 11 esposas y cuando se convirtió en musulmán, le preguntó al Profeta Muhammad (que Dios exalte su mención y lo libre de cualquier cosa despectiva), “¿Qué debo hacer con tantas esposas?” y él dijo: “Divorcia a todas excepto a cuatro.” El Corán dice: “pueden casarse con mujeres 2 o 3 y hasta 4 si puede ser igualmente justo con cada uno de ellas” (4:3). Como es muy difícil ser igual con todas las esposas, en práctica, la mayoría de los hombres musulmanes no tienen más de una esposa. El Profeta Muhammad (que Dios exalte su mención y lo libre de cualquier cosa despectiva) desde que tenía 24 años hasta los 50 años de edad solo estuvo casado con una mujer, Jadiya. En la sociedad occidental, algunos hombres que tienen una sola mujer tienen muchas relaciones extramaritales. Así, se publicó una encuesta en “U.S.A. Today” (04 de abril de 1988 sección D) que les preguntó a 4,700 amantes en qué estado querrían estar. Respondieron que “preferían ser una segunda esposa en lugar de la ‘otra mujer’ porque no tienen los derechos legales, ni tenían la igualdad económica de las esposas de la casada legalmente, y se sentían utilizadas por estos hombres”.

  1. ¿Islam oprime a las mujeres?

No. Por el contrario, Islam elevó el estatus de las mujeres hace 1,400 años, dándoles el derecho al divorcio, el derecho a tener soporte e independencia financiera y el derecho a ser identificados como digna mujer (hijab) cuando en el resto del mundo, incluyendo Europa, las mujeres no tenían tales derechos. Las mujeres son iguales a los hombres en todos los actos de piedad (Corán 33:32). El Islam permite a las mujeres mantener su apellido después del matrimonio, su dinero ganado y gastarlo como ella quiere, y pedir a los hombres ser su protector si temen ser molestadas en la calle. El Profeta Muhammad (que Dios exalte su mención y lo libre de cualquier acto despectivo) dijo a los hombres musulmanes, “el mejor entre vosotros es quien mejor trata a su esposa”. Algunos hombres musulmanes oprimen a las mujeres hoy en día, pero el Islam no aprueba tal acto. Esto es debido a sus hábitos culturales o su ignorancia acerca de su religión. Las mutilaciones genitales femeninas no tienen nada que ver con el Islam. Es una costumbre preislámica africana, practicada por no musulmanes incluyendo a los cristianos coptos también.

  1. ¿Cómo deben tratar los musulmanes a los judíos y cristianos?

Los musulmanes se les dice que los traten con respeto y justicia y no combatirlos, a menos que inicien las hostilidades o ridiculicen su fe. La esperanza de los musulmanes es que ellos adoren a un solo Dios y cumplir con Su voluntad.

“Di: “¡Oh, Gente del Libro! Convengamos en una creencia común: No adoraremos sino a Dios, no Le asociaremos nada y no tomaremos a nadie como divinidad fuera de Dios”. Pero si no aceptan digan: “Sean testigos de que nosotros solo adoramos a Dios”. (Corán 3:64)

¿Y qué hay de los Bahai, budistas, hindúes y miembros de otras religiones?

También deben ser tratados con justicia, respeto y comprensión; y del mismo modo invitarlos al Islam. “Dios no les prohíbe hacer el bien y tratar con justicia a quienes no los han combatido por causa de la religión ni los han expulsado de sus hogares, porque Dios ama a los que actúan con justicia.” [La comprobación, 60: 8]. También deben ser tratados con justicia y comprensión con el fin de inclinar su corazón hacia el mensaje del Islam.